Nuevo accesorio

Se me ha roto la bolsa donde lleva los saquitos de los juegos de dados, así que le he pedido a mi madre que me haga una bolsa con cierre y ya puestos le he pedido lo siguiente: que la refuerce con doble tela y ponga unos cierres en las esquinas par elevar uno de los bordes. Así me sirve para lanzar los dados encima sin que hagan tanto ruido al rodar sobre la mesa y evitar que se caigan.

La bolsa con los saquitos de dados dentro.
La bolsa como superficie para lanzar los dados.
Detalle de los cierres que elevan el borde de la bolsa para que no se escapen los dados.

Fin de semana rolero (I)

Este fin de semana nos hemos reunido en una casa que la familia de uno de los jugadores tiene cerca de Huesca para hacer algo de turismo y una barbacoa rolera en la primera reunión presencial desde que comenzó el confinamiento.

Turisteando

Estuvimos haciendo un poco de turismo por la zona: un pequeño paseo hasta una ermita rupestre dedicada a San Cristobal, ver los Mallos de Riglos y sobre todo, visitar algo del románico de la zona: San Pedro el Viejo en Huesca, el castillo de Loarre (donde se rodaron algunas escenas de El reino de los cielos, de Ridley Scott) y el monasterio de San Juan de la Peña, un lugar espectacular.

Soy un gran fan del románico, y también lo eran otros miembros del grupo (gente de buen gusto), así que son visitas que hemos disfrutado.

Ermita rupestre de San Cristobal
Los Malllos de Riglos
Tímpano del claustro de San Pedro el Viejo
Castillo de Loarre
Monasterio de San Juan de la Peña
Claustro del monasterio de San Juan de la Peña

Barbacoa… ¡y gatos!

Además de turistear estuvimos haciendo una barbacoa y jugando con los gatos de la casa, en especial con un par de gatitas jóvenes que se pasaban el tiempo corriendo, jugando, subiéndose a los árboles y, en general, teniéndonos bastante paciencia, porque estábamos todo el rato llamándolas para jugar con ellas.

Gatos
Siendo atacado por una fiera corrupia 😀

Roleando

La partida de rol la jugamos al principio en el jardín, pero pronto pasamos al salón de la casa, en un antiguo molino.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Finde-salón.jpeg
Salón donde jugamos la partida
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Finde-molino.jpeg
Otra vista del salón con la maquinaria del molino

Pero a la partida de rol en sí mejor le dedico una entrada propia.

No todo es rol

Aunque la sexta partida quedó a medias, dos de los jugadores no podían venir a jugar (cosas de ser adultos; nada bueno sale de ello), así que los demás decidimos quedar para probar otros dos juegos: Moon y Terraforming Mars.

Para todos era la primera vez que jugábamos a estos juegos, así que no llegamos a completar ninguna partida; era más bien ver qué pinta tenían y, la verdad, es que estaban bastante bien.

Moon

Es un juego relativamente sencillo (aunque jugamos en modo colaborativo, compitiendo entre jugadores debe ser un juego bastante puñetero). La premisa es que llevamos el ordenador de la misión Apolo camino a la Luna, y debemos realizar operaciones antes de que se completen los turnos de juego. Esto aparte, la mecánica del juego consiste en obtener un número en binario a partir de otros números disponibles en la memoria del ordenador empleando operaciones en binario y operaciones con puertas lógicas. Algo más sencillo de lo que parece, pero aún así hay que saberse qué hace una puerta OR, o una XNOR, o una NAND… aunque parezca lo contrario, es muy entretenido.

Moon, realizando operaciones lógicas en binario para llevar al Apolo a la Luna

Terraforming Mars

Es bastante, bastante más complicado. Es un juego de tablero en el que hay que terraformar Marte (obvio). Se dispone de cartas que habilitan realizar misiones parciales. En estas misiones se gastan recursos, pero también se obtienen medios de producción de recursos. También se pueden colocar «losetas» sobre el planeta, parcelas en las que se realiza una acción (obtener un acuífero, fundar una ciudad, crear un bosque…) que cuestan recursos pero otorgan medios de producción de recursos. Algunas acciones varían el entorno del planeta (aumentan la temperatura o la proporción de óxígeno). Al final del juego (al que no llegamos, es demasiado complicado para empezar) se puntúan las acciones realizadas, primando más a quien más ha favorecido la terraformación del planeta.

Terraforming Mars, un juego con mucha miga

En resumen: Dos juegos muy distintos y muy interesantes. Ha estado bien probarlos y estaría bien jugarlos un poco más para aprender las reglas (sobre todo Terraforming Mars era muy complicado), aunque reconozco que a mí me sigue gustando más el rol.

Pan de los enanos… (más o menos)

Para estrenar el horno de mi nuevo antro decidí preparar un bizcocho.

La verdad es que no sé por qué no se me ha ocurrido antes: es fácil, sencillo, y queda genial. La receta la he sacado de aquí y es insultántemente fácil:

Ingredientes:

  • 3 huevos
  • 1 yogur de limón (1 medida)
  • 1 medida de aceite de oliva
  • 2 medidas de azúcar (la receta dice que blanco, yo uso moreno, que es el que tengo en casa)
  • 3 medidas de harina de trigo
  • 1 sobre de levadura química
  • 1 ralladura de medio limón
  • 1 pizca de sal
  • (Opcional: nueces o lo que sea)

Elaboración

  1. Mezclar bien los huevos y el azúcar, y batir bien evitando que queden grumos.
  2. Añadir el aceite, el yogur y la ralladura del limón, y batir bien evitando que queden grumos.
  3. Pasar la harina por un colador para que quede fina y sin grumos.
  4. Añadir la harina, la levadura y la sal, de nuevo batiendo bien para que no queden grumos.
  5. En este punto (opcional), he añadido nueces.
  6. Untar de margarina las paredes del molde y embadurnarlas de harina para que no se pegue el bizcocho.
  7. Hornear 40 minutos a 180º C.

Sobre el horneado

En mi caso he puesto el horno a precalentar a 180º C cuando iba por el punto 4 y lo he horneado 40 minutos a esa temperatura. Queda perfecto, pero cada horno es distinto, así que cada uno tendrá que hacer sus pruebas.

El truco que dan siempre es clavar un cuchillo en la masa y ver si sale limpio o si lleva materia adherida (nota: limpio del todo no va a salir, un poco de grasilla siempre va a tener, se trata de que no lleve masa pegada).

Fotos

Los ingredientes
Ya está hecha la masa (notar el color que le da el azúcar moreno) y engrasado el molde, a estas alturas ya debería estar el horno caliente
40 minutos a 180º C
El resultado (si está oscurito no es porque se me haya churruscado, es el azúcar moreno que le da ese color)
Bueno, sí… hay que fregar

Nuevo antro de juego

Me he mudado de piso así que ahora el juego tiene lugar en otro lugar, mucho más pequeño pero un poco más cómodo (creo).

Mi nuevo salón (sí, es así de pequeño)
La mesa de juego preparada
Los jugadores a punto de empezar la partida